Rolf Heuer: "Según aumentamos la energía de nuestros aceleradores, aprendemos más sobre el universo"

El anuncio del bosón de Higgs en julio de 2012 supuso todo un avance en la física de partículas. Sin embargo, los investigadores del CERN están expectantes por conocer lo que depará en 2015 el LHC, cuando el gran colisionador arranque tras su pausa actual de mantenimiento y mejora. El enfriamiento del túnel, que debe estar a -271ºC, ya está a punto de concluir.

«¿Encontraremos evidencias de la supersimetría, una posible candidata para materia oscura, o se guardará el universo sus secretos un poco más?»

Mientras esto ocurre, Rolf Dieter Heuer, director del CERN, ha viajado a España para cerrar los acuerdos con el Gobierno respecto a las inversiones e investigaciones en física de partículas. “España es un excelente socio y las negociaciones no podrían haber ido mejor», ha comentado Heuer, que también ha sido invitado a las conferencias sobre Los secretos de las partículas organizadas por la Fundación BBVA en Madrid.

El director del CERN, que pronto será sustituido por Fabiola Gianotti, ha señalado que con el aumento de potencia del LHC se pretende conocer mejor al bosón de Higgs, si existen otros parecidos o si es realmente una partícula elemental, e incluso ha bromeado con su utilidad: “Si supiera las aplicaciones del bosón en la vida cotidiana, ya habría fundado mi empresa. Se podrá saber, pero no sé ni cuándo ni dónde”.

A pesar de todo, para Heuer la información del Higgs sí ha servido para algo: “La partícula de Higgs nos da una pista sobre la energía oscura, porque tanto una como la otra son partículas escalares (que no tienen preferencias direccionales)», aunque se pregunta: «¿Encontraremos evidencias a favor de la supersimetría, una posible candidata para materia oscura, o se guardará el universo sus secretos un poco más?»

Si en un futuro se obtienen datos que se desvíen del modelo estándar, Heuer insiste en que estaremos hablando ya de las evidencias de «una nueva física”: “Estamos en los albores de la exploración del 95% del universo, que está formado por materia y energía oscura. El futuro que nos espera es brillante”. Esta es una de las grandes cuestiones que pretenden resolverse con las mejoras del LHC.

La vanguardia de la física española

Heuer también ha destacado la presencia de España en el CERN: “La empresa española es parte vital del CERN”, insiste. Además, nuestro país tiene una “potente comunidad de física de partículas, tanto teórica como experimental, así como de técnicos e ingenieros. Todos han hecho contribuciones esenciales”.

“La empresa española es parte vital del CERN”, dice Heuer

Prueba de ello es que “España tiene el doble de físicos jóvenes en el CERN de lo que le correspondería” atendiendo a su peso en la institución, según Heuer. Además, desde 2012 se han duplicado los contratos del CERN que gana la industria española. Entre un tercio y el 50% de la contribución española al CERN vuelve en forma de contratos.

En los experimentos del CERN hoy participan más de 11.000 científicos de un centenar de nacionalidades, un dato que Heuer interpreta como un mensaje al mundo: “La lección del CERN es que si las personas estamos preparadas para concentrarnos en lo que tenemos en común, en vez de en nuestras diferencias, no hay límites a lo que podemos conseguir”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *