Combinación de proteínas para frenar el cáncer

Investigadores argentinos están revolucionando el panorama científico con los resultados de un trabajo experimental que descubre los mecanismos de resistencia al tratamiento convencional antitumoral y que abre nuevas vías terapéuticas contra el cáncer.

El estudio es portada del último número de la revista científica Cell y protagoniza el editorial de la publicación. El autor principal del trabajo, Gabriel Rabinovich, del Instituto de Biología y Medicina Experimental (IBYME) de Belgrano (Argentina), presentó los resultados en el Centro de Investigación Médica Aplicada (CIMA) de la Universidad de Navarra, donde ha participado en el III Simposio de Inmunología para Oncólogos.

El trabajo experimental descubre los mecanismos de resistencia al tratamiento convencional antitumoral y abre nuevas vías terapéuticas contra el cáncer

“El tratamiento convencional contra el cáncer es el tratamiento antiangiogénico o antiVEGF. Consiste en eliminar las moléculas que forman los vasos sanguíneos, el factor VEGF, para privarlos de oxígeno y nutrientes y poder frenar su progresión. Algunos tumores, como el carcinoma de colon, de hígado y mama, han funcionado muy bien a esta terapia. Sin embargo, en ocasiones comienzan a ser resistentes y no responden al tratamiento. Y, por otra parte, también hay tumores que desde el inicio son bastante resistentes, como los tumores de pulmón y algunos linfomas. Si la hipótesis es real, nos preguntamos por qué al bloquear el factor VEGF algunos tumores siguen proliferando”, explica Rabinovich.

Al administrar el tratamiento antiangiogénico en modelos animales, los investigadores comprobaron que una proteína, denominada galectina 1, se une al mismo receptor y provoca la formación de vasos sanguíneos.

“Una vez que conocimos los mecanismos que actúan en esta resistencia al tratamiento, el siguiente paso fue plantear un abordaje más eficaz. En concreto, combinamos antagonistas de VEGF y de galectina 1 y comprobamos que los tumores resistentes al tratamiento se volvieron más sensibles. Por lo tanto, nuestro estudio sugiere que combinar ambos anticuerpos favorece la eficacia del tratamiento contra el cáncer”, añade Rabinovich.

El grupo de investigación argentino se muestra muy optimista ante estos resultados, pero insisten en mantener cautela. “Este trabajo se ha realizado en modelos de experimentación. Ahora debemos iniciar la fase clínica para confirmar su eficacia en pacientes. Los próximos cinco años serán fundamentales para confirmar los resultados”, explica el experto.

En opinión de Ignacio Melero, investigador del CIMA y de la Clínica Universidad de Navarra, “la galectina-1, además de promover la vascularización del tumor, es un potente inmunosupresor en el microambiente tumoral. Por tanto los anticuerpos monoclonales anti-galectina-1 desarrollados por Rabinovich y su equipo conjugan efectos inmunoestimulantes e inhibidores de la formación de vasos sanguíneos. Este trabajo ofrece interesantes posibilidades de desarrollo y la industria farmacéutica está muy interesada en desarrollar terapias frente a esta diana».

1 Comment

  1. Me alegro saber de esos avances , tengo una esposa con ese padecimiento y recurriria a cualquier tratamiento que la cure. Que Dios los bendiga.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *