Mejoran las plantas de desulfurización de las térmicas de carbón

Las empresas, Iberdrola y Canteras La Belonga desarrollarán, junto con un equipo de investigadores de ITMA Materials Technology, un proyecto de investigación y desarrollo, financiado por el Centro de Desarrollo Tecnológico e Innovación (CDTI), para el control del proceso de desulfuración de la central térmica de Lada y la valorización de los residuos que se producen en el proceso de eliminación de gases sulfurosos, gases que antes iban a la atmósfera.

Las centrales térmicas, como la que Iberdrola posee en Lada (Asturias), han sido en el pasado causantes de que gran cantidad de gases de efecto invernadero acabaran en la atmósfera.

Este grave problema de contaminación se solucionó con la construcción en las térmicas de plantas de desulfurización, encargadas de limpiar estos gases generados por la quema de carbón, una tecnología que ahora la empresa española podrá mejorar y controlar con un proyecto conjunto de la empresa que suministra el reactivo de la limpieza de esos gases, Canteras La Belonga, y el centro tecnológico de materiales de Asturias, ITMA Materials Technology.Un proyecto de investigación que también le permitirá convertir un residuo generado en este proceso de desulfurización en una materia prima con aplicaciones en diversos sectores.

Concretamente el proyecto tiene como objetivos el desarrollo de una modelización de la planta desulfuradora, el establecimiento de un sistema de sensorización que permita abordar el control inteligente de la misma, la optimización de los reactivos proporcionados por Canteras La Belonga y, finalmente, el desarrollo de alternativas de valorización que aseguren la utilidad del residuo generado, comúnmente conocido como yeso FDG.

El proyecto de investigación proporcionará a la compañía eléctrica los medios para mejorar el rendimiento y la operativa de sus plantas de tratamiento de gases. 

El presupuesto total del mismo supera los novecientos mil euros y permitirá a la central térmica de carbón de Lada desarrollar un sistema propio de control y
gestión avanzado del proceso de desulfurización, incorporando sus variables operativas y ambientales.  La modelización del flujo de los gases también posibilitará la evaluación y optimización de las condiciones paramétricas de la planta de desulfuración.  El estudio detallado de los efluentes de la desulfuradora completa el alcance del proyecto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *