El 15% de los pacientes con embolia pulmonar fallece durante el primer mes de tratamiento

España se sitúa en un alto nivel de atención médica en esta patología

MADRID, 23 (EUROPA PRESS)

El 15 por ciento de los pacientes que sufren una embolia pulmonar fallecen durante el primer mes de tratamiento y de los que sobreviven, alrededor del 30 por ciento recurre durante los diez años posteriores al evento. Por otra parte, la embolia pulmonar es la causa más frecuente de muerte en las mujeres en el periodo del postparto.

La embolia pulmonar es un coágulo de sangre que se forma en las venas de las piernas y que se desprende y viaja por el torrente sanguíneo hasta las arterias pulmonares. Forma parte de la patología denominada enfermedad tromboembólica venosa, que puede ponerse de manifiesto como una trombosis venosa profunda (60% de los casos) o como una embolia pulmonar (40%).

Para el doctor David Jiménez, del Hospital Ramón y Cajal de Madrid, “la prevención es la medida más importante para reducir la morbimortalidad y el gasto sanitario asociado a esta enfermedad”. En este sentido, según apunta el doctor García-Bragado, en la actualidad se dispone “de medidas farmacológicas de alta eficacia probada para la prevención de la embolia pulmonar”.

Entre los factores de riesgo más importantes de sufrir esta enfermedad se encuentran la edad (a mayor edad mayor riesgo); la cirugía (particularmente la ortopédica); la inmovilización médica; los traumatismos; el cáncer; los ingresos en el hospital por enfermedades agudas e incluso factores hereditarios (como las trombofilias hereditarias).

Para el doctor Jiménez, la atención a los pacientes con embolia pulmonar en España debe ser considerada como de excelencia por dos motivos: primero, por la existencia de equipos médicos muy experimentados en el manejo de esta patología y segundo, por la realización de investigación puntera de la que se benefician directamente los pacientes afectados por esta enfermedad.

Los estudios epidemiológicos indican que la incidencia es de 98 casos por 100.000 habitantes al año. Según datos del Ministerio de Sanidad del año 2005, durante ese periodo se produjeron 59.035 ingresos en centros hospitalarios del Sistema Nacional de Salud por un embolismo pulmonar, “aunque la incidencia real es bastante mayor que esta cifra”, ha explicado el coordinador del Grupo de Tromboembolismo de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI), el doctor Ferrán García-Bragado.

En esta línea, la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI) constituyó el grupo de Enfermedad Tromboembólica Venosa (ETV), que aúna las inquietudes de un grupo de profesionales especialistas en Medicina Interna hacia esta enfermedad. Fruto de este esfuerzo de la SEMI es el registro internacional RIETE, cuya base de datos cuenta con 35.556 pacientes válidos (es decir, que han tenido un seguimiento mínimo de tres meses).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *