Un anticancerígeno en combinación con otras terapias aumenta el riesgo de mortalidad, según un estudio

)

MADRID, 1 (EUROPA PRESS)

Un análisis de estudios previos realizado por investigadores de la Universidad de Stony Brooks en Nueva York (Estados Unidos) indica que en comparación con la quimioterapia en solitario, el uso del fármaco para el cáncer bevacizumab en combinación con qumioterapia o terapia biológica se asocia con un mayor riesgo de mortalidad asociada al tratamiento. Los resultados del estudio se publican en la revista “Journal of the American Medical Association” (JAMA).

Un episodio adverso fatal (EAF) se define como una muerte causada con toda probabilidad por un fármaco. El fármaco Bevacizumab se aprobó en combinación con la quimioterapia para el tratamiento de muchos tipos de cáncer avanzado (colorrectal, pulmonar de células no pequeñas, mama y carcinoma de células renales).

Los investigadores, dirigidos por Vishal Ranpura, realizaron una revisión y un meta-análisis de ensayos publicados para determinar si bevacizumab se asociaba con las mayores tasas de EAF en pacientes con cáncer. Identificaron e incluyeron 16 estudios en su análisis que implicaban a un total de 10.217 pacientes con una variedad de tumores sólidos avanzados. Los estudios comparaban el fármaco en combinación con quimioterapia o terapia biológica con la quimioterapia o la terapia biológica en solitario.

En comparación con la quimioterapia en solitario, añadir bevacizumab se asoció con 1,5 veces más riesgo de EAF. La asociación varió de forma significativa con los agentes de quimioterapia empleados pero no con los tipos de tumor o las dosis de bevacizumab. El fármaco se asoció con 3,5 veces más riesgo de EAF en pacientes que recibían agentes de taxanos o platino pero no se asoció un mayor riesgo con otros agentes.

Las causas comunes de la muerte asociada al tratamiento incluían hemorragia (pulmonar o gastrointestinal), neutropenia, perforación gastrointestinal, embolismo pulmonar y accidente cerebrovascular.

Los autores señalan que dado que el riesgo absoluto de la mortalidad asociada al tratamiento parece bajo, el uso de bevacizumb debería considerarse en el contexto de los beneficios globales de supervivencia. Los investigadores añaden que dado que el fármaco es cada vez más empleado en los pacientes de cáncer, es importante para médicos y pacientes comprender y reconocer los riesgos de mortalidad del tratamiento y controlar estrechamente su progresión para identificar y tratar los efectos secundarios graves.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *