Un volumen analiza los restos arqueológicos de Mérida a través de documentos e imágenes de los siglos XVI al XIX

MÉRIDA, 6 (EUROPA PRESS)

El libro «Piedras, ruinas, antiguallas. Visiones de los restos arqueológicos de Mérida. Siglos XVI a XIX, de Carlos Jesús Morán, ofrece una secuencia diacrónica en la que los monumentos de la ciudad «se encuentran» con testimonios, documentos e imágenes de épocas como la visigoda, la árabe, el Humanismo y Renacimiento, el Barroco, la Ilustración o el Romanticismo.

Este libro fue presentado hoy en Mérida, tras una primera presentación en Badajoz, por ser la capital de Extremadura el escenario en el que se desarrolla dicha obra, según explicó la directora general de Patrimonio Cultura de la Junta, Esperanza Díaz.

El autor, Carlos Jesús Morán, explicó que el trabajo presenta cinco capítulos compuestos por los antecedentes, en donde se inscriben las épocas visigodas y árabe; el Humanismo y el Renacimiento; Miradas Barrocas; Eruditos Ilustrados; e Idealismo Romántico.

Además, explicó que, a la hora de realizar esta obra, se decidió por estructurarla en épocas y no siglos ya que, estos últimos, podrían «encorsetar» los documentos o imágenes encontradas.

Así, durante la presentación, dio a conocer que los árabes hablaban de los restos «más funcionales» de la ciudad, así citaron las murallas, el puente romano o el acueducto de los milagros, además de crear leyendas sobre Mérida.

Por su parte, durante el Humanismo y el Renacimiento se «magnifican» los datos sobre los diferentes monumentos aunque también empiezan a matizarse éstos y se encuentran poesías en le que se introduce el concepto «tempus fugit» a través de las ruinas, es decir, se toma como «un ser vivo que agoniza».

En el capítulo «Miradas Barrocas», el autor destacó los testimonios «muy mezclados» encontrados y resaltó la «Historia de la Ciudad de Mérida» realizada por autor Moreno de Vargas, junto a otros trabajos realizados por él. De la misma manera, destacó una ordenanza municipal que velaba por la protección de los monumentos, siendo una de las primeras que se publicó en el país.

«Eruditos Ilustrados» deja entrever la preocupación manifiesta de la época por el cuidado de los monumentos de las diferentes ciudades y en esta época cuando la Real Academia de la Historia organiza un viaje para documentar los restos de Mérida. Así, según el autor, en esta época se asiste al «nacimiento de la arqueología».

Finalmente, en el capítulo «Idealismo Romántico» se retoma la poesía arqueológica y un «testimonio clave» son las pinturas del francés Alejandro Laborde en los que se puede observar la «grandeza de las ruinas y la pequeñez del hombre».

El libro «Piedras, ruinas, antiguallas. Visiones de los restos arqueológicos de Mérida. Siglos XVI a XIX» concluye con un apéndice documental.

«ESPLÉNDIDO TRABAJO»

La directora general de Patrimonio Cultural, Esperanza Díaz, calificó este trabajo como «espléndido» e insistió en que no está dirigido exclusivamente a un público profesional sino que cualquier ciudadano también puede leer este libro.

Díaz también resaltó que el trabajo realizado por Carlos Jesús Morán vuelve a Mérida, tras su presentación en Badajoz, por ser la ciudad el escenario que analiza.

En la presentación también participaron el director del Consorcio de la Ciudad Monumental de Mérida, Miguel Alba, y el consejero municipal Saturnino González Ceballo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *