Los problemas de salud mental pueden incidir más que la dieta en el acné

MADRID, 16 (EUROPA PRESS)

Los problemas de salud mental podrían tener una mayor incidencia que la dieta en el desarrollo de acné juvenil, según sugiere un estudio de la Universidad de Oslo que se publica en la revista «BioMed Central Public Health». Los científicos han investigado los vínculos entre dieta, salud y acné juvenil, un trastorno muy común de la piel que afecta a millones de adolescentes.

Los investigadores estudiaron a 3.775 adolescentes con hasta 18 y 19 años para explorar las posibles causas del acné. Los participantes completaban cuestionarios para controlar su dieta, estilo de vida y trastornos mentales así como su acné. Por último, los investigadores incluyeron los datos sociodemográficos de los chicos a partir de estadísticas noruegas.

El estudio identificó asociaciones entre el acné y el consumo elevado de chocolate y patatas fritas y un bajo consumo de vegetales. En las chicas se descubrió un vínculo significativo entre el acné y la dieta baja en vegetales frescos y en crudo. Esto podría indicar que un índice glucémico bajo podría tener un papel protector en el desarrollo del acné.

Según explica Jon Anders Halvorsen, responsable del estudio, «nuestro estudio muestra un posible vínculo entre la dieta y el acné. Sin embargo, cuando introdujimos los síntomas de depresión y ansiedad en el modelo estadístico el papel de la dieta se hizo menos claro. Por otro lado, la asociación entre acné y problemas de salud mental seguía siendo fuerte cuando se incluyó la dieta. Esto destaca los problemas de salud mental como un aspecto importante en el acné de la gente joven».

Halvorsen concluye que es muy pronto para proporcionar a los adolescentes con acné consejos dietéticos derivados de estos estudios y que se necesita realizar más investigaciones.

«Por suerte, el acné se asocia rara vez con otras enfermedades graves. Sin embargo, causa problemas a un elevado número de jóvenes. Espero que este estudio anime a los médicos a ayudar a los adolescentes a tratar su acné y a los investigadores a encontrar factores de prevención. La gente joven se merece algo mejor», concluye el investigador.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *