Identifican 20 genes asociados a la regulación del colesterol

MADRID, 8 (EUROPA PRESS)

Investigadores de la Universidad de Heidelberg en Alemania y el Laboratorio Europeo de Biología Molecular han identificado 20 genes que participan en el proceso de regulación del colesterol. El descubrimiento, que se publica en la revista “Cell Metabolism”, podría conducir a nuevos tratamientos para las enfermedades asociadas al colesterol.

Según explica Heiko Runk, de la Universidad Clínica de Heidelberg y responsable del trabajo, “este descubrimiento podría abrir nuevas vías para el diseño de terapias dirigidas por ejemplo a buscar moléculas pequeñas con impacto sobre estos genes”.

Los niveles elevados de colesterol en el flujo sanguíneo son un importante factor de riesgo para la aterosclerosis y la enfermedad cardiaca coronaria, una de las principales causas de mortalidad en los países desarrollados. A pesar de ello, el colesterol es un importante componente celular ya que el 90 por ciento se encuentra dentro de las células, donde es inofensivo. Los niveles de colesterol en sangre son en parte regulados por la absorción del colesterol que realizan las células desde el flujo sanguíneo.

Los investigadores dejaron sin colesterol a células humanas aisladas y después examinaron el genoma para descubrir genes que reaccionaran a los cambios en los niveles de colesterol mediante la alteración de su expresión. Este método identificó cientos de genes que podrían participar en la regulación del colesterol.

Para comprobar qué genes estaban realmente participando en este proceso, los científicos utilizaron una técnica llamada ARN de interferencia que desactivó a cada uno de estos genes candidatos. Con un microscopio observaron luego el efecto de la desactivación de estos genes sobre la captación de colesterol y la cantidad total de colesterol dentro de las células.

De los 20 genes que los investigadores identificaron por su participación en la regulación del colesterol, 12 eran ya conocidos. El resto se conocían por su asociación con el metabolismo de los lípidos, como la descomposición de la grasa, incluyendo dos genes que cuando mutaban podían causar enfermedad cardiaca pero que sólo ahora se descubría que participaban en la movilización del colesterol a las células.

Los científicos intentan ahora descubrir exactamente cómo los nuevos genes regulan los niveles de colesterol dentro de las células así como examinar a pacientes para descubrir si estos genes, o las alteraciones en ellos, constituyen factores de riesgo e investigar si podrían convertirse en dianas farmacológicas.

El descubrimiento podría ayudar a combatir no sólo la enfermedad cardiaca sino también otros trastornos ya que uno de los genes identificados parece influir en la conducta de NPC1, una proteína implicada en la enfermedad neurodegenerativa de Niemann-Pick.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *