Desarrollan en cerdos células madre mediante reprogramación celular

MADRID, 3 (EUROPA PRESS)

Investigadores del Instituto de Bioquímica y Biología Celular de Shangai en China han conseguido transformar células de la piel y la médula ósea de cerdos en células madre pluripontentes, células que como las células madre embrionarias son capaces de desarrollarse en cualquier tipo de célula del organismo. El trabajo se publican en la edición digital de la revista “Jounal of Molecular Cell Biology”.

Los resultados del estudio podrían abrir la vía a la creación de modelos para enfermedades genéticas humanas, animales modificados genéticamente para trasplantes de órganos para humanos y el desarrollo de cerdos resistentes a enfermedades como la gripe porcina.

Los investigadores consiguieron generar células madre pluripontentes inducidas, o células iPS, utilizando factores de transcripción para reprogramar células tomadas de la oreja y la médula ósea de cerdos. Después de introducir el cóctel de factores reprogramantes en las células a través de un virus, las células cambiaron y se desarrollaron en el laboratorio en colonias de células madre similares a las embrionarias.

Según los autores, posteriores estudios confirmaron que eran células madre capaces de diferenciarse en los tipos celulares que constituyen las tres capas de un embrión (endodermo, mesodermo y ectodermo), una cualidad que tienen las células madre embrionarias.

La información conseguida de las células iPS significa que será mucho más sencillo para los investigadores seguir con el desarrollo de células madre embrionarias que se originen a partir de un cerdo u otros embriones de animales con pezuñas o ungulados.

Según explica Xiao, estas células iPS de cerdo podrían ser útiles para modificar animales transgénicos para el uso de sus órganos en trasplantes en humanos, para crear modelos para enfermedades genéticas humanas o incluso para combatir la gripe porcina.

“Podríamos crear un cerdo modificado genéticamente para mejorar la resistencia de estos animales a la gripe porcina. Primero habría que descubrir un gen que tenga actividad contra la gripe o inhibiera la proliferación del virus, después se introduciría este gen a través de las células iPS”, apunta Xiao.

El investigador también señala que ya que el virus de la gripe porcina necesita unirse a un receptor de la membrana de las células del cerdo para entrar en las células y proliferar, se podría desactivar este receptor al dirigirse al gen en las células iPS de cérdo. Si el receptor desapareciera, el virus no afectaría al cerdo.

La siguiente fase de la investigación es emplear las células iPS de cerdo para generar animales modificados genéticamente que pudieran proporcionar órganos a pacientes, mejorar las especies de cerdos o ser utilizados para resistir a las enfermedades.

Los animales modificados podrían ser animales en los que las células iPS hubieran sido utilizadas para transferir un elemento adicional de material genético, como ADN humano, en el genoma del cerdo o animales en los que se utiliza la tecnología para evitar el funcionamiento de un determinado gen.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *