Prevención del cáncer
Medicina

Prevenga el cáncer dándole color a su dieta

(NC&T/U.Michigan) "Está claro que en los cánceres más importantes, la dieta influye en el riesgo de desarrollarlos", dice Mack Ruffin, profesor de Medicina Familiar en el Sistema de Salud de la Universidad de Michigan, U-M, y miembro de Centro Integral de Cáncer de la U-M.

Si su cena está llena de alimentos blancos, con almidones, tome nota: no sólo la comida será poco atractiva, sino que estará también cargada de calorías y tendrá menos vitaminas y minerales para luchar contra el cáncer.

"Le faltan todos los agentes de protección y además corre el riesgo de consumir demasiadas calorías. El riesgo es más o menos el mismo que si usted consumiera concentraciones mínimas de dioxina u otro producto químico o un pesticida que puede ser dañino", explica Ruffin.

Ruffin sugiere llevar a la mesa color a través de vegetales y frutas en las familias del amarillo, verde, rojo y naranja. Frutas y vegetales contienen miles de micro nutrientes, que son las vitaminas y minerales de las plantas. Estos micro nutrientes tienen un efecto antioxidante, que reduce la cantidad de sustancias químicas producidas en el organismo. Los nutrientes, incluyen a las vitaminas A, B y E, carotenoides, selenio y calcio, que trabajan conjuntamente y de manera individual para proteger su organismo.

Cuanto más fuertes los colores de los vegetales, más ingredientes protectores, por lo que las patatas no se incluyen. Busque espinacas, brócoli, zanahorias, frambuesas y fresas.

"Es increíble ver en un supermercado cuántos colores hay en la sección de frutas y vegetales y la falta de color que hay en otras secciones. Si compra por color y trata de hacer una mezcla, realmente logrará una gran diferencia", dice Ruffin.

Tomar un suplemento de vitaminas y minerales no es la misma cosa. "Cuando su dieta tiene miles de sustancias químicas no hay manera de tomar una pastilla o varias pastillas y lograr el mismo efecto de protección que con una dieta con alto contenido de frutas y vegetales y baja en calorías", dice Ruffin.

Debido a que la obesidad se relaciona con un mayor riesgo de cáncer, es clave controlar las calorías. Una dieta basada en plantas, con muchas frutas, vegetales, granos integrales y legumbres, también ayudará a controlar el peso, como así también a prevenir enfermedades cardiacas y diabetes. Ruffin sugiere incluir en su rutina diaria actividad física moderada.

"Intente comer menos calorías, más frutas y vegetales, menos carbohidratos y equilíbrelo con actividad física, para que tenga un buen balance de energía", dice. "Por ahora, casi todo Estados Unidos vive con un desequilibrio de energía. Consumimos demasiadas calorías y no las gastamos. Hay que equilibrarlo".

Ruffin ofrece estas sugerencias para adoptar decisiones inteligentes en el supermercado:

-Busque las frutas y vegetales con colores fuertes e incorpore una variedad de colores en su dieta.

-Compre frutas y vegetales enlatados o congelados. Tienen los mismos nutrientes que los frescos y los puede obtener durante todo el año.

-Intente no comprar cuando tiene hambre, que lleva a hacerlo de manera impulsiva.

-Manténgase a distancia de carbohidratos procesados, que no añaden ningún valor nutritivo a su dieta, aparte de las calorías.
  Haz click aquí para ver vídeos relacionados con este tema


Más artículos
Mecanismo del aprendizaje
Ingrediente para protectores solares
Voces en la cabeza
Autodestrucción de células cancerígenas
Rayos X
Destructores de plantas
Visión en tunel
Liberación de medicamentos
Unión neuromuscular
Prevención de fracturas
Perfiles genéticos
Espinacas y vista
Un bronceado más seguro
Prevención del cáncer
La belleza y el cerebro
Base genética del autismo
Movimientos con el cerebro
Pacientes superobesos
Fase inicial del Alzheimer
Atracción magnética