Biología

Los murciélagos frugívoros estan equipados para la visión diurna


(NC&T) En efecto, los científicos Brigitte Müller y Leo Peichl del Instituto Max Planck para la Investigación del Cerebro en Frankfurt, y Steven Goodman del Museo Field de Historia Natural en Chicago, acaban de descubrir que ciertos murciélagos frugívoros nocturnos (los "zorros voladores") poseen conos además de bastoncillos. Por tanto, esos murciélagos comedores de fruta están también equipados para la visión diurna. Los investigadores concluyen que los conos pueden ser útiles para descubrir depredadores y para ciertas interacciones sociales en horario de sueño durante el día. Los zorros voladores a menudo usan copas de árboles expuestas como perchas de descanso, donde se congregan en grandes colonias.

Los murciélagos son mamíferos del orden Chiroptera, que contempla dos subórdenes, Microchiroptera (micromurciélagos) y Megachiroptera (murciélagos frugívoros o zorros voladores). A diferencia de los micromurciélagos, los murciélagos frugívoros no usan la ecolocalización. Tienen ojos grandes y centros visuales pronunciados en el cerebro. Necesitan un buen sentido de la visión, porque cuando buscan por la noche néctar y fruta, se orientan por la vista y el olfato. Durante los vuelos a los terrenos donde se alimentan al anochecer y el retorno al lugar de descanso diurno cuando llega el alba, vuelan guiados sólo por la vista. En las noches sin luna, son incapaces de volar, no pudiendo, por tanto, satisfacer su hambre.

La navegación visual con luz crepuscular o lunar, y a veces también de día, no encajaba con el viejo paradigma de que los murciélagos frugívoros sólo poseen bastoncillos, los fotorreceptores de la visión nocturna. Esto incitó a los autores del estudio a analizar estos últimos con métodos histológicos modernos.

Después de realizar los análisis de los diferentes tipos de fotorreceptores, resultó, como se esperaba, que todos los megamurciélagos tenían altas densidades de bastoncillos, el requisito básico para la orientación visual nocturna. Además, se pudo mostrar que todas las especies poseen conos, comprendiendo aproximadamente el 0,5 por ciento de los fotorreceptores. Esta proporción de conos parece pequeña, pero a partir de otros estudios de mamíferos activos en horario nocturno los científicos saben que permite la visión diurna. Por ejemplo, gatos y perros tienen sólo entre un 2 y un 4 por ciento de conos, e incluso la retina humana contiene un promedio de conos de sólo el 5 por ciento.

Murciélagos frugívoros
Una de las especies de murciélago estudiadas, la Pteropus rodricensis. (Foto: Dana LeBlanc, Lubee Bat Center, Gainesville, Florida)
La retina de los zorros voladores no es una "rareza evolutiva", sino que se adecua al diseño base de los mamíferos que comprende bastoncillos y conos.


Más artículos
Longevidad abeja reina
Plantas tropicales
Semillas de trigo silvestre
Proteínas en música
Virus al respirar
Crecimiento tridimensional de células
Diminutas biocomputadoras implantables
Especiación de pez
Genética de insectos
Piel de tiburones
Estudios de bipedalismo
Mecanismo humano de frío
Células madre embrionarias
Esporas bacterianas
Evolución de flores
Primates piel roja
Inteligencia y cerebros grandes
Murciélagos frugívoros
Proteína Vivid
Seda viuda negra