Biología

Por su tolerancia social, los bonobos superan a los chimpances en tareas grupales

(NC&T) El trabajo sugiere que algunas tendencias sociales o emociones que son adaptables bajo ciertas circunstancias, tales como la agresión durante la competencia para el apareamiento, pueden, en otras circunstancias, obstaculizar el potencial para solucionar problemas tales como el compartir una fuente de comida. El estudio ha sido hecho por un equipo dirigido por Brian Hare del Instituto Max Planck de Antropología Evolutiva y la Universidad Duke.

Comparando la habilidad de los bonobos y los chimpancés para cooperar en la recolección de comida, los investigadores pusieron a prueba dos hipótesis. La primera, la llamada "hipótesis de la reactividad emocional" predice que los bonobos cooperarán con mayor éxito, porque anteriores observaciones han indicado que son más tolerantes con otros individuos que los chimpancés. En contraste, la segunda hipótesis, "la hipótesis de la cacería", predice que los chimpancés cooperarán con mayor éxito, gracias a su conocida habilidad para cazar cooperativamente en estado salvaje.

Los investigadores encontraron que, en concordancia con la primera hipótesis, los bonobos eran más tolerantes en su comportamiento hacia otros bonobos, y exhibieron una mayor habilidad en la alimentación cooperativa. Por ejemplo, era más probable que dos bonobos comieran cuando se les presentaba comida en un solo plato (en lugar de dos platos separados) que los chimpancés en la misma situación.

En un conjunto de experimentos relacionados, se encontró que los bonobos eran mejores que los chimpancés en tareas de cooperación, como por ejemplo tirar simultáneamente de una cuerda, para conseguir comida que no era fácil de repartir, es decir, comida que podía ser fácilmente monopolizada por uno de los dos individuos.

Este estudio es importante porque aporta una comparación experimental de la tolerancia social y de la capacidad de cooperación entre los bonobos y los chimpancés, dos especies estrechamente relacionadas. Esta comparación ayuda a conocer mejor cómo evolucionó el comportamiento social en el linaje de los primates. Los hallazgos sugieren que una vía por la que puede surgir la habilidad de resolver problemas sociales es a través de la selección evolutiva sobre los sistemas emocionales, tales como los que controlan el miedo y la agresión.


Más artículos
Resucitado un retrovirus
Células madre
Neuronas de piel
Planificación de las aves
Poblaciones de ballena azul
Bonobos: tareas grupales
Canto de ballena azul
Migración de las aves
Gritos de lagarto
Código de barras genético
Crecimiento de huesos
ADN oceánico
Señales caníbales
Cuernos de los machos
Motores moleculares
Años sin sexo
Genes mitocondriales
Mesoplodon bidens
Jasmonato
Arañas meteorólogas