El Consejo Social de la UR informa favorablemente sobre la creación de 5 centros propios de investigación

LOGROÑO, 14 (EUROPA PRESS)

El Consejo Social de la Universidad de La Rioja ha informado favorablemente sobre la propuesta de creación de cinco nuevos centros propios de investigación sobre vino y agroalimentación, derechos fundamentales, síntesis química, lenguas aplicadas, informática, matemáticas y estadística.

Según informó la UR a través de un comunicado, los centros propios de investigación suponen una entidad superior a los grupos de investigación y reúnen a investigadores o equipos de diferentes áreas.

La suma de sus recursos técnicos y humanos, explicó, va a permitir a la Universidad de La Rioja realizar investigaciones de carácter transversal, aumentar la transferencia del conocimiento, acudir a convocatorias de ayudas y, en definitiva, ser el embrión de futuros institutos de investigación.

La propuesta aprobada hoy surge del reglamento sobre institutos y centros de investigación que aprobó el Consejo de Gobierno de la Universidad de La Rioja el 9 de marzo de 2006, y gracias a la cual recientemente se ha creado el Instituto de Ciencias de la Vid y el Vino (ICVV).

La competencia para crear los centros propios de investigación reside por completo en los órganos de gobierno, centros y personal del campus; a diferencia de los institutos, los centros no pueden impartir programas de Doctorado ni de postgrado.

El Reglamento sobre institutos y centros de investigación de la Universidad de La Rioja establece que los centros deben contar con, al menos, seis profesores. La propuesta aprobada por el Consejo Social supone la agrupación de 72 profesores de la Universidad de La Rioja que, entre ellos, suman 100 sexenios, el máximo reconocimiento investigador.

Así, el Centro de Investigación Aplicada y Multidisciplinar del Vino y de la Agroalimentación en la Universidad de la Rioja (CIVA) reúne a 6 investigadores.

El Centro de Investigación y Desarrollo de Derechos Fundamentales, Políticas Públicas y Ciudadanía Democrática, a 20 profesores. El Centro de Investigación en Síntesis Química (CISQ), que procede de la Unidad de Síntesis Química asociada al CSIC, 16 investigadores.

El Centro de Investigación en Lenguas Aplicadas (CILAP), 23 profesores. Y el Centro de Investigación Aplicada en Informática, Estadística y Matemáticas, 7 investigadores.

La propuesta de creación de estos cinco centros ha sido evaluada por la Agencia Nacional de Evaluación y Prospectiva (ANEP), que la ha avalado en todos los casos. Una vez creados, la Universidad de La Rioja tiene previsto potenciar los centros con convocatorias propias de ayudas.

En otro orden de asuntos, el Consejo Social de la Universidad de La Rioja procedió a constituirse de nuevo, después de la publicación en el Boletín Oficial de La Rioja el 7 y 26 de febrero de los decretos de cese y nombramiento de los miembros, al cumplirse los cuatro años de mandato. Francisco Rojas fue elegido, nuevamente, vicepresidente de este órgano de participación de la sociedad en el campus.

Además de escuchar los informes del presidente y el rector, ha aprobado el informe elevado por el Comité Técnico de Evaluación sobre tres recursos de reposición presentados contra el acuerdo de asignación de incentivos correspondientes a la convocatoria del año 2006; y la propuesta del Consejo de Gobierno de asignación de incentivos individuales en ejecución de la sentencia nº 393/07.

Finalmente, el Consejo Social de la Universidad de La Rioja ha aprobado el convenio general de financiación de la Comunidad Autónoma de La Rioja para el período 2008-2011 y cuya cuantía asciende a 141 millones de euros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *