Medio Ambiente firma un convenio con el CSIC para el control de las especies exóticas invasoras en Andalucía

El objetivo de este acuerdo es disponer de un sistema rápido para evaluar el grado de amenaza que suponen estas especies

SEVILLA, 15 (EUROPA PRESS)

La Consejería de Medio Ambiente y el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) han suscrito un convenio de colaboración para llevar a cabo un seguimiento de los trabajos de control que se están efectuado sobre especies exóticas invasoras en Andalucía, según informaron fuentes del departamento del ramo a Europa Press.

Este acuerdo entre las dos instituciones está enmarcado dentro del Programa Andaluz para el Control de Especies Exóticas Invasoras y permitirá conocer el grado de efectividad de las actuaciones y comprobar la recuperación del ecosistema, una vez que se han realizado los trabajos de control.

Asimismo, gracias a dicho convenio se podrá conocer el nivel de riesgo de la entrada potencial en Andalucía de especies de flora ornamental seleccionadas por su especial representación en espacios de clima mediterráneo. Según precisaron las citadas fuentes, el objetivo del acuerdo es disponer de un sistema rápido para evaluar el grado de amenaza que potencialmente pueda asociarse a la presencia de esa especie en Andalucía.

La Consejería viene actuando sobre 45 especies de este tipo que se han detectado en la comunidad, además de seguir con las tareas de identificación de nuevas especies foráneas que crían en Andalucía, con el fin de llevar a cabo su control y posterior erradicación.

La introducción de estos animales, ya sea accidental o intencionada, puede ocasionar la destrucción de hábitats enteros, pérdidas económicas e incluso puede ser vector para enfermedades humanas. Así, bajo la denominación de especies exóticas se agrupan las especies de animales, hongos y plantas que son introducidas, trasportadas o liberadas en lugares distintos de los que les son propios en su origen, y adquieren la consideración de invasoras cuando se adaptan al nuevo medio y compiten con animales autóctonos.

En una primera fase del Plan, que cuenta con un presupuesto inicial de dos millones de euros, se han erradicado especies de flora y fauna. Entre las actuaciones en materia de flora destacan la eliminación uña de león en Doñana, lechuga de agua en Sanlúcar de Barrameda (Cádiz), uña de gato en zonas de la costa de Cádiz, Huelva y en los sistemas dunares del Estrecho, tradescantia en Los Alcornocales, ailanto en Jaén, Granada y Málaga o hierba de la Pampa en Cádiz.

En cuanto a fauna exótica, la Junta ha actuado sobre el cangrejo señal en Granada, el cangrejo chino en Sevilla, sobre dos especies de galápagos de Florida en Sevilla y Huelva, así como la eliminación de carpas en la Laguna de Zóñar (Córdoba).

Todas las actuaciones de control y eliminación van acompañadas de acciones de restauración, repoblación y restitución del hábitat y las comunidades. Junto a esta iniciativa la Junta desarrolla también campañas de sensibilización y concienciación social para evitar la presencia de estas especies.

PÉRDIDA DE LA BIODIVERSIDAD

La introducción de especies alóctonas es la segunda pérdida de biodiversidad, después de la destrucción de hábitats, según la Unión Mundial para la Naturaleza. La suelta ilegal de estas especies es una de las mayores amenazadas para las especies autóctonas, máxime si algunas de éstas se encuentran en peligro de extinción.

La permeabilidad de las barreras naturales gracias a los medios de transporte, así como el turismo y la suelta de mascotas caseras en el medio natural, –como el conocido caso del galápago de Florida–, son las principales causas de esta situación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *