El secretario general de Biodiversidad dice que la introducción del oso desde Francia “se hace con todas las garantías”

ZARAGOZA, 16 (EUROPA PRESS)

El secretario general de Territorio y Biodiversidad del Ministerio de Medio Ambiente (MIMAM), Antonio Serrano, afirmó hoy que el proceso de reintroducción del oso en el Pirineo, desde Francia, “se hace con todas las garantías”.

De visita en Zaragoza, Antonio Serrano comentó que los ejemplares de plantígrado que se están introduciendo en la cara francesa del Pirineo llevan “un doble chip de seguimiento”, por lo que “en cada momento se sabe dónde están”. Serrano confió en que la “recuperación de especies en peligro de extinción” sea útil para favorecer el desarrollo sostenible.

Sobre el número de ejemplares que Francia va a soltar en la cordillera pirenaica, el secretario general del MIMAM señaló que “está pendiente una reunión del Gobierno de España con el de Francia y se va a concretar todo este proceso”, ya que se han barajado varias cifras, entre cinco y 15 ejemplares, “datos provisionales” según Serrano, quien aclaró que “España no es agente promotor en esta ocasión, aunque la recuperación de especies en extinción es un objetivo de España”.

Serrano recordó que se invertirá un millón de euros en España para diversas actuaciones relacionadas con la reintroducción del oso y “para los años sucesivos habrá cantidades adicionales para los trabajos de valoración, la guardería y que nadie salga perjudicado”. A esto añadió que “la experiencia del oso en Asturias ha sido muy positiva, es un tema que se valora muy positivamente y se les señaló –recientemente– a los consejeros que podría servir de referente”.

AGUA

En otro orden de cosas, Antonio Serrano consideró que “en Aragón no se ha entendido el cambio radical” que supuso la reforma de la ley estatal del Plan Hidrológico Nacional (PHN), valorando así la tramitación de una proposición de ley aprobada inicialmente en las Cortes aragonesas, que se trasladará a las Cortes Generales y cuyo objetivo es que el caudal mínimo del Ebro se acuerde entre todas las comunidades del valle del Ebro.

Tras la reforma, de 2004, “las cosas están como tenían que estar”, prosiguió el secretario general del MIMAM, quien subrayó que todas las comunidades pueden hacer propuestas para establecer sus propios caudales mínimos, que se fijan en el Consejo del Agua.

Antonio Serrano se refirió también a los embalses aragoneses, comentando al respecto que la partida económica que se apruebe para la construcción del pantano de San Salvador “se adaptará para que la obra esté lo antes posible”. Además, el presidente de la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), José Luis Alonso, expresó que en el caso de Jánovas, el Gobierno central va a ofrecer a los antiguos vecinos la posibilidad de recuperar sus terrenos, aunque serán “pocos” los que accedan.

Además, Antonio Serrano eludió pronunciarse sobre la vuelta del PP a los trabajos de la Comisión del Agua. Sobre la construcción del pantano de Biscarrués, que debe abordar este órgano de debate hidráulico, Serrano comentó que “si cualquier obra se considera que es de interés general y que beneficia al conjunto de los ciudadanos hay que hacerla lo antes posible”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *