Un pesquero de Marín navega rumbo al Gran Sol con una foca recuperada que liberará en alta mar

PONTEVEDRA, 11 (EUROPA PRESS)

Los tripulantes del pesquero marinense “Navegante Magallanes” partieron hoy rumbo al Gran Sol con una foca como inquilino, un ejemplar macho de un lobo marino perteneciente a la especie foca gris, que apareció el 27 de enero en mal estado de salud en las costas de Ribadeo. El animal será liberado después de haber sido cuidado en Galicia.

El animal, al que se dio el nombre de la playa donde fue recogido, “Rinlo”, estaba desnutrido, enfermo y desorientado, “posiblemente se había separado de su madre hacía poco tiempo en el proceso natural de dispersión de las crías después del destete”, explicaron desde la Coordinadora para o Estudo dos Mamíferos Mariños (CEMMA) que recuperó esta foca para la vida salvaje.

El veterinario Josep Alonso Ferre, de la CEMMA y el único especialista de España en lobos marinos, explicó que probablemente estas focas provengan de las colonias de las islas británicas. No obstante, apuntó que “la presencia de algún ejemplar juvenil en las costas gallegas no es extraña”, por lo que los trabajos de recuperación son cada vez es más intensos.

“Rinlo” recibió las primeras atenciones en las instalaciones de la Sociedade galega de Historia Natural en Ferrol, y últimamente en el acuario de O Grove, donde finalizó su recuperación y aprendió a comer por sí solo otra vez.

Salvador Pastoriza, el patrón del “Navegante Magallanes”, explicó esta mañana que el animal es transportado en el parque de pesca del buque, y que aprovechará para soltarla en alta mar en un día y medio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *