Eudald Carbonell defiende el conocimiento del pasado como forma de “estructurar el presente y el futuro” de los humanos

LOGROÑO, 10 (EUROPA PRESS)

El codirector del proyecto Atapuerca, Eudald Carbonell, defendió hoy el conocimiento del pasado como forma de “estructuras el presente y el futuro” de la raza humana. Carbonell asistió este mediodía, junto con el alcalde de Logroño, Julio Revuelta, y la responsable del Area Cultural de la Fundación Atapuerca, Amalia Pérez-Juez, a la apertura en la Casa de las Ciencias de la exposición “La sierra de Atapuerca, un viaje a nuestros orígenes”.

Carbonell explicó que “es fundamental la investigación” en el campo arqueológico y valoró “lo ocurrido en España en los últimos 20 ó 25 años, en los que hemos pasado de ser de los últimos del mundo a estar entre los que más y mejor hacen los estudios sobre la evolución humana”.

Consideró que “es importante la evolución humana en el proyecto de una especie, para su presente y, sobre todo, para su futuro”. Por ello, explicó que la muestra sobre Atapuerca “no es una exposición al uso, si se mira como tal puede no entenderse; para entenderla hay que verla teniendo en cuenta qué tiene que hacer el “homo sapiens” para su organización de futuro”.

“Sin saber lo que debe hacer la especie humana en el siglo XXI, es muy difícil interpretar correctamente el pasado. En un momento en el que estamos cerca de un posible colapso económico, social y medioambiental, los investigadores nos planteamos el conocimiento del pasado para ver la estructura y dinamización del presente y del futuro”.

Carbonell recordó la importancia que Atapuerca tiene también para Logroño, “porque los homínidos que llegaron a Atapuerca cruzaron por aquí, por el corredor del Ebro” y apuntó que, con la exposición, “pretendemos mostrar algunos aspectos de aquellos primeros hombres, como la abstracción, para, sobre esta base, acercarnos a un pensamiento crítico del futuro que nos sirva para el presente y el futuro”.

Por su parte, Amalia Pérez-Juez especificó que la muestra se divide en cuatro partes. La primera de ellas, se dedica a Africa “porque es de donde todos venimos, era obligado prestar atención a lo que es nuestro origen”; posteriormente, la muestra recorre la vida y evolución de los tres homínidos que poblaron Atapuerca: el “antecessor”, el “heidelbergensis” y el “sapiens”.

“Estamos hablando de una cronología de aproximadamente un millón de años”, subrayó la responsable de Fundación Atapuerca, quien recalcó que cualquiera de estas especies “es muy imporante, fundamental para comprender la evolución humana”.

La exposición plantea diversos niveles “desde los más pequeños, muy visual, hasta para los más mayores, con más explicaciones”. Se completa, además, con cuatro audiovisuales y réplicas de fósiles, entre las que destacan los restos craneales del conocido como “chico de la Dolina”, el bifaz de cuarcita roja Excalibur o el cráneo 5, el llamado “Miguelón”, encontrado en la “Sima de los Huesos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *