L”Oceanográfic de Valencia participa en un proyecto internacional sobre estrategias de conservación de la ballena gris

VALENCIA, 20 (EUROPA PRESS)

L”Oceanográfic de la Ciudad de las Artes y las Ciencias de Valencia participa en el proyecto internacional sobre estrategias de conservación de la ballena gris en Baja California Sur, que tiene como objetivo analizar las posibles estrategias de conservación de la ballena gris en una de las zonas más importantes de reproducción de esta especie, la Bahía Magdalena, en la costa oeste de Baja California Sur, según informaron hoy fuentes de la Generalitat.

El proyecto se centra en el análisis del efecto producido por las embarcaciones turísticas de observación de ballenas en el comportamiento de reproducción y cría, señalaron las mismas fuentes.

Al respecto, apuntaron que se analizará la molestia que puede producir la presencia de este tipo de embarcaciones, tanto en el ámbito social –relación entre ballenas adultas durante el cortejo y relación entre madres y crías– como en el ámbito acústico, estudiando variaciones del comportamiento y ruido en la bahía.

El personal de investigación de L”Oceanográfic, encabezado por Manolo Castellote, realizará este análisis acústico. Para ello, desde mañana y hasta el próximo viernes realizarán un primer viaje a Baja California Sur para transportar parte del material científico necesario para el estudio y realizar los preparativos de trabajo de campo.

Así, a lo largo de 2006, l”Oceanográfic recibirá grabaciones de ruido de la zona de estudio para analizar el incremento producido por la presencia de embarcaciones turísticas, indicaron las mismas fuentes.

El Centro de Estudios Costeros de Baja California Sur desarrolla este proyecto, que cuenta, además de con la colaboración de L”Oceanográfic, con la participación del Centro de Investigaciones Biológicas del Noroeste y del Instituto Nacional de Ecología de México, y de personal de la Universidad de Cornell en Estados Unidos.

La ballena gris migra anualmente por el océano Pacífico desde zonas de alimentación de alta latitud como Bering, Chukchi y Beaufort, hasta las costas de Baja California donde se reproduce. La amenaza principal para la supervivencia de esta especie se ha transformado de la caza durante los dos siglos pasados, a la degradación de su hábitat por actividades humanas.

La exploración y extracción de gas y petróleo de los fondos marinos, el tráfico marítimo comercial, la contaminación y el eco-turismo de observación de ballenas, se han convertido en la actualidad en un reto para la conservación de esta emblemática especie de las costas del océano Pacífico, concluyeron las citadas fuentes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *