Valladolid acogerá el primer congreso en España que vincula el cambio climático con la agricultura y el medio ambiente

VALLADOLID, 10 (EUROPA PRESS)

Valladolid acogerá los días 10, 11 y 12 de noviembre el I Congreso en España que vincula el cambio climático con la agricultura y el medio ambiente, promovido por la Junta de Castilla y León y las universidades públicas de la Comunidad para promover la reflexión y el intercambio de conocimientos entre investigadores y expertos en la materia.

El escritor José Jiménez Lozano, Premio Cervantes de Literatura, pronunciará la conferencia inaugural en este encuentro al que ya se han inscrito 140 personas y en el que intervendrán 15 expertos y se expondrán 23 ponencias realizadas por 71 investigadores procedentes de España, Reino Unido, Argentina y Brasil.

Asimismo, el contenido del congreso abarca desde desde el Protocolo de Kyoto, los recursos hídricos y el riesgo de incendios hasta los sumideros de Dióxido de Carbono (CO2), las emisiones de gases de efecto invernadero y la edificación sostenible, sin olvidar las energías alternativas, la adaptación al cambio climático y el desarrollo sostenible, entre otros puntos.

El consejero de Medio Ambiente de la Junta, Carlos Fernández Carriedo, explicó en Valladolid que este congreso regional surge debido a que el cambio climático “preocupa cada día más a la sociedad y a la Junta”, porque tiene consecuencias directas no solamente para el conjunto del planeta, sino que afecta a “la vida cotidiana de muchísimos ciudadanos”.

A este respecto, Fernández Carriedo aseguró que las consecuencias se habían vivido de “forma más intensa” en referencia a la sequía, a lo que añadió que también repercute en “la producción agraria, los problemas de abastecimiento de algunas localidades o el mayor riesgo de incendios que también se ha registrado en este ejercicio”.

El consejero de Medio Ambiente también recordó que el cambio climático afectará al día a día de los ciudadanos, debido a que las medidas ya se empiezan a aplicar en Castilla y León por el Protocolo de Kyoto, al tiempo que aclaró que la región “es la cuarta Comunidad en cuanto al número de derechos de emisión” asignados por el mismo.

“Dentro de poco tiempo y a partir de 2008 comenzará a computarse los efectos difusos de la actividad sobre la emisión de gases de efecto invernadero”, lo que afectará a los ciudadanos en “el día a día”, ya que se traducirá en dos aspectos en cuanto al “consumo de calefacción y transporte”.

Por lo que el congreso, que tiene “vocación bienal”, nace con los objetivos de “conocer e identificar estos cambios climáticos”, así como “proponer medidas que se puedan establecer de cara al futuro”, aseveró Fernández Carriedo.

El encuentro está organizado conjuntamente por las consejerías de Agricultura y Medio Ambiente debido a que son las que “se ven más directamente afectadas” por este problema, a la vez que son las dos que por su actividad “más están contribuyendo a la captación de CO2 de la atmósfera y por lo tanto a actuar como sumideros de CO2”.

A este respecto, Fernández Carriedo precisó que quizás son el sector forestal y el agrario los que “más absorban CO2 de la atmósfera y actúan como sumideros de C02”, en el sentido de que “cada año los bosques absorben más de 9,5 millones de toneladas de Dióxido de Carbono, lo que supone más de la mitad de todas las asignaciones de CO2 que se han asignado a la región y convierten a la Comunidad en “la primera de España en absorción de C02 a través de sus bosques”, subrayó el consejero de Medio Ambiente.

PROBLEMAS EN LA AGRICULTURA

En cuanto a la agricultura, el consejero del ramo, José Valín, explicó que a la vista de la evolución de la climatología en los últimos años, el cambio climático preocupa en el sentido de averiguar, entre otros aspectos, “qué semillas hay que utilizar para resistir las irregularidades meteorológicas, qué procesos y qué ciclos de cultivo deben ponerse en marcha y qué necesidades hídricas para el regadío”.

En este sentido, el Congreso contará con la participación de varias autoridades de investigación como el Instituto Interamericano para la Investigación del Cambio Global (IAI), así como doctores en dos Universidades Españolas y el doctor Andrew Challinor, de la Universidad de Reading en Reino Unido.

Finalmente, Valín concluyó que desde el punto de vista general el objetivo del congreso es “generar un foro de reunión de investigadores y de autoridades nacionales e internacionales en esta materia para que la sociedad científica tenga constancia de este problema y genere una sistemática de evaluación del problema, de previsión y de soluciones”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *