Un proyecto genético a escala mundial permitirá rastrear la historia migratoria de la humanidad

“National Geographic” e IBM prevén crear una gran base de datos con el ADN de cientos de miles de personas de todo el mundo

MADRID, 13 (EUROPA PRESS)

La revista científica “National Geographic” y la empresa informática IBM han puesto en marcha un estudio antropológico y genético a escala mundial cuyo objetivo será rastrear la historia migratoria de la humanidad y contribuir así a conocer mejor el proceso de la población a lo largo de la historia y las similitudes y diferencias que marcan a la especie humana, según informó hoy la publicación en un comunicado.

El proyecto “Genographic”, que prevé la creación de una de las bases de datos de genética más grandes del planeta y cuya duración prevista es de cinco años, combinará el análisis en laboratorio con el uso de la informática para estudiar las muestras de ADN obtenidas de poblaciones indígenas y donadas por cientos de miles de personas de todo el mundo.

Un equipo de científicos de “National Geographic” y de IBM, dirigidos por el investigador Spencer Wells, recopilará las muestras de ADN recogidas en todo el mundo y analizará los resultados para establecer las raíces genéticas de los seres humanos modernos. El proyecto estará financiado por la Waitt Family Foundation, y para su puesta en marcha los científicos establecerán diez centros en todo el mundo, a fin de estudiar más de 100.000 muestras de ADN.

“Vemos este proyecto como un paso de gigante para la antropología, ya que nos permite utilizar la genética para rellenar los huecos en nuestro conocimiento de la historia humana”, explicó Spencer Wells. “Nuestro ADN contiene una historia que compartimos todos”, explicó. “Durante los próximos cinco años estaremos descifrando esa historia, que ahora corremos el riesgo de perder porque la gente emigra y se mezcla a un ritmo mucho más rápido que en el pasado”, añadió.

BASE DE DATOS GENETICA

El proyecto permite la participación de ciudadanos de todo el mundo, para que sus datos de ADN sean incluidos en la base de datos. Aparte, los individuos donantes podrán seguir el progreso de su propia historia migratoria y de la investigación global conectándose a la pagina web de “National Geographic” (www.nationalgeographic.com). Según la revista, la base de datos resultante será una de las mayores recopilaciones de datos genéticos del mundo y servirá como recurso para genetistas, historiadores y antropólogos.

Por su parte, IBM contribuirá al proyecto a través de los científicos de su Centro de Biología Computacional, una de las instalaciones punteras en la investigación biocientífica, que mediante la utilización de tecnologías de análisis avanzado y de clasificación de datos interpretarán las muestras de ADN y descubrirán nuevos patrones y conexiones en los datos que contienen estas muestras. IBM también proporcionará el conocimiento informático y la infraestructura para la gestión de los cientos de miles de códigos genéticos que serán analizados por el proyecto “Genographic”.

Según el presidente de la National Geographic Society, John Fahey, gracias al proyecto podría incrementar “nuestro entendimiento y conocimiento de la Historia”. “El trabajo de campo de esta investigación formará parte de un museo virtual de la Historia Humana”, añadió.

“Cuanto más mejoremos nuestro conocimiento sobre nuestros orígenes comunes y la trayectoria de la humanidad, mayor será la posibilidad de que nos veamos los unos a los otros como miembros de la misma familia”, declaró, por su parte, el fundador de la Waitt Family Foundation, Ted Waitt. “Con ese conocimiento, podremos encontrar caminos para vivir y trabajar juntos de form global”.

TRES COMPONENTES

El proyecto “Genographic” tiene tres componentes clave. El fundamental es el trabajo de campo, mediante la recolección de muestras de ADN de pueblos indígenas y el trabajo de investigación sobre el terreno con estas poblaciones. Los científicos, dirigidos por Wells, recogerán muestras de sangre entre unas poblaciones, las indígenas, cuyo ADN contiene datos que han permanecido relativamente inalterados durante cientos de generaciones y son, por tanto, indicadores fiables de patrones migratorios antiguos.

Un consorcio de científicos internacionales se encargarán de recoger los datos y analizarlos en laboratorio, y un consejo asesor internacional supervisará la selección de poblaciones indígenas y el seguimiento de determinados protocolos de investigación.

Otro componente es la participación pública y las campaña de concienciación. Los ciudadanos de todo el mundo podrán unirse al proyecto mediante la compra de un “kit de participación” por valor de 99,95 dólares (77,3 euros) y enviando sus propias muestras de células (del interior de la boca), lo que les permitirá hacer un seguimiento de todo el proyecto y de su propia historia migratoria.

Según los organizadores, estos resultados personales se almacenarán “de forma segura y anónima para asegurar la privacidad de los participantes”. Aparte, “National Geographic” e IBM informarán periódicamente a la comunidad científica sobre los progresos de la investigación a través de un sitio en Internet y otros medios, como el programa de televisión “En Busca de Adán”, que será emitido en Estados Unidos y en todo el mundo a través del “National Geographic Channel”.

Asimismo, el tercer elemento del proyecto es que los recursos obtenidos por la venta de los “kits” de participación servirán para financiar el futuro trabajo de campo y para apoyar proyectos de preservación cultural y soporte a la educación entre las poblaciones indígenas que hayan participado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *