C. Mancha.- Una doctora del Hospital de Parapléjicos presenta en EEUU un trabajo sobre infecciones y lesión medular

TOLEDO, 22 (EUROPA PRESS)

La doctora Eugenia García Leoni, del Servicio de Medicina Interna del Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo ha participado, con el trabajo titulado “Spinal Cord Injuy and Bacteremia”, en uno de los congresos más importantes sobre enfermedades infecciosas celebrado en el Centro de Convenciones de Washington.

El Congreso, al que han acudido más de 15.000 médicos, investigadores microbiólogos, infectólogos, intensivistas, farmacéuticos, epidemiólogos y otros profesionales, ha servido para la puesta al día de los nuevos fármacos antimicrobianos, que en la actualidad ya se están utilizando en el centro de lesionados medulares de Toledo, perteneciente al Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM).

Además, se han tratado aspectos de interés científico y social como nuevas técnicas diagnósticas en microbiología, protocolo de vacunación frente al bioterrorismo, especies resistentes en el laboratorio o determinación de virulencia de bacterias, informa la Junta.

En este estudio, García Leoni analiza las causas de la bacteriemia, la incidencia, los factores predisponentes y la evolución en el colectivo de personas con lesión medular. Según esta profesional de Parapléjicos, en la actualidad hay mucho déficit de información sobre este tema en relación con esta población.

Los datos de su estudio aportan una valiosa información que concluye mostrando que la incidencia de la bacteriemia, de doce casos por cada mil ingresos al año, es la mitad de la observada en hospitales generales y la mortalidad es considerablemente inferior a las cifras estándares; esto se debería a que esta población tiene una edad media inferior a la de otros hospitales y no presentan enfermedades de base.

La bacteriemia, microorganismos en el flujo sanguíneo, es la expresión más clara de la infección y la que presenta mayor morbilidad y mortalidad. Las bacterias que entran en el flujo sanguíneo, por lo general, son rápidamente eliminadas por los glóbulos blancos. Sin embargo, en ciertos casos, la cantidad de bacterias es demasiado grande como para que puedan ser eliminadas fácilmente y aparece una infección llamada sepsis, que causa síntomas graves. En algunos casos, la sepsis desemboca en una situación que puede ser mortal y que recibe el nombre de shock séptico.

Junto a esta profesional del Hospital Nacional de Parapléjicos también han acudido médicos y científicos de los hospitales Gregorio Marañón, y Doce de Octubre, de Madrid; La Macarena, de Sevilla, y Valle de Hebrón y Belvitge, ambos de Barcelona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *