Los Reyes inauguran el túnel del viento de capa límite de tecnología puntera y único en España

GRANADA, 5 (EUROPA PRESS)

Los Reyes inauguraron esta tarde en Granada el túnel del viento de capa límite de tecnología puntera y único de sus características en España, que permite analizar el efecto de las distintas intensidades del viento en la superficie terrestre en ingeniería civil y medioambiental.

Los monarcas, acompañados por el presidente de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves y el alcalde de Granada, José Torres Hurtado, llegaron sobre las 18.30 horas al Centro Andaluz de Medio Ambiente (Ceama), donde descubrieron la placa conmemorativa de la visita realizada al centro con motivo de esta inauguración.

Distintas autoridades políticas y educativas de Granada, como la delegada del Gobierno en Granada, Teresa Jiménez, y el rector de la Universidad, David Aguilar, acompañaron a Don Juan Carlos y Doña Sofía en la visita a las instalaciones del centro.

Durante la misma, el director del Ceama, Pascual Rivas, junto con el responsable del área de ingeniería del viento, José María Terres Nicoli, y el profesor Miguel Angel Losada, mostraron el funcionamiento del túnel del viento a los monarcas, así como la mecánica de otra innovación tecnológica como el canal de olas.

Este último permite conocer los efectos de los temporales en los diques y escolleras, con lo que se puede estudiar y realizar un diseño más adecuado de los mismos a partir de su estudio.

El Ceama forma parte de la estructura de centros de investigación del Plan Andaluz de Investigación de la Consejería de Innovación, Ciencia y Empresa de la Junta de Andalucía y está adscrito a la Universidad de Granada.

Los Reyes tras firmar en el libro de honor del Ceama y recibir un obsequio del centro (un libro firmado por todos los investigadores que explica el trabajo de investigación que desarrollan en el Ceama), pudieron ver en funcionamiento el túnel del viento que comprueba el efecto del viento de hasta 70 kilómetros por hora en edificios para así estudiar mejor su ubicación en las ciudades.

Don Juan Carlos y Doña Sofía entraron en el interior del túnel, un armazón de metal, que cuenta con una longitud de 40 metros y una altura de 1,80 metros, donde más tarde se realizó un ensayo con un modelo de vela a escala 1:5 para demostrar cómo afectan las distintas velocidades y ángulos del viento a los veleros.

Tras la visita a las instalaciones mantuvieron un encuentro con los investigadores y pudieron conocer otras innovaciones del centro como un microscopio electrónico que se utiliza en el estudio de los monumentos históricos.

Al término de la visita, los Reyes fueron aclamados por varios cientos de personas que se encontraban a la salida del centro y a los que Don Juan Carlos y Doña Sofía se dirigieron para recibir sus muestras de cariño y afecto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *