Medicina

Tratamiento contra el cáncer mediante ácidos grasos Omega-3

Ron Pardini no es médico. Pero es visto como un héroe por su vecino D.H., un anciano que estuvo al borde de la muerte por un cáncer de pulmón terminal que se le diagnosticó en el año 2000. Le pronosticaron a D.H. unos pocos meses de vida, por lo que recibió como un rayo de esperanza la ayuda de Pardini, Profesor de Bioquímica y Director Adjunto de la Estación Agrícola Experimental de Nevada en la Universidad de Nevada, Reno. Cinco años después, D.H. todavía está vivo, e incluso ha ganado un poco de peso.

Los tumores cancerosos encontrados en los pulmones de D.H. se han reducido a un 10 por ciento de lo que eran en el 2000, según las exploraciones por tomografía computerizada (CT) realizadas en el 2004.

El trabajo efectuado con D.H. no es un tratamiento médico común como por ejemplo la quimioterapia o la extirpación quirúrgica. Fue una intervención nutricional, aumentando drásticamente en el paciente la ingesta de ácidos grasos omega-3, que se encuentran a menudo en aceite de pescado o aceite de algas doradas.

Una investigación previa de Pardini demostró que los ácidos grasos omega-3 disminuían perceptiblemente el crecimiento de células de cáncer mamario humano, ovárico, de colon, de próstata y de páncreas. Sus estudios también demostraron que el consumo de aceite de pescado mejora la respuesta a la quimioterapia en ratones.

La investigación sobre el aceite de pescado fue inspirada por la constatación de que las poblaciones de esquimales sufren menos muertes por cáncer de mama y de próstata.

Hasta ahora, la mayoría de los estudios se han limitado a modelos animales. El estudio sobre el caso de D.H. podría ser un importante paso adelante para abordar ensayos clínicos en humanos.

Tratamiento contra cáncer Omega-3
Un ratón experimental "desnudo" para estudios contra el cáncer. (( Foto: Bob Conrad/University of Nevada) )
Cuando D.H. comenzó a tomar altas dosis de aceite de pescado y de algas doradas en cápsulas diariamente, también redujo los alimentos de su dieta basados en maíz. El maíz contiene ácidos grasos omega-6 que, según dice Pardini, se ha encontrado que incrementan el crecimiento tumoral.

Pardini es optimista con su hallazgo, pues está seguro de que puede contribuir de manera destacada al tratamiento del cáncer: "Tenemos buena evidencia de que emplear tratamientos nutricionales puede ser útil para luchar contra el cáncer, y para mejorar el bienestar del paciente", ha declarado.

En el informe sobre este estudio son coautores: David Wilson, Profesor de Nutrición en la Universidad de Nevada, y Steven Schiff, Stephen Bajo y Randall Pierce, profesores de la Escuela Médica de la misma universidad.


Más artículos
Mejorar salud ejercicio
Leche desnatada riesgo hipertensión
Evolución genes homeobox
Sustancia gris del cerebro
Tratamiento contra cáncer Omega-3
Jet Lag reloj biológico
Defensa contra antrax
Funcionamiento del corazón
Nuevo gen del miedo
Habilidad matemática simios
Nuevo detector de mentiras
Descubrimientos investigación sobre autismo
Psicología consumidor apetito
Estructura memoria humana
Orígenes del cáncer
Detección precoz del cáncer
Enfermedades artistas del pasado
Estructura cerebral
Delfines alivio depresión
Patriotismo lealtad de grupo