Ingeniería

Un nuevo sensor mejora el conteo de peces


Un sistema de sensores remotos, desarrollado por el profesor de ingeniería mecánica Nicholas Makris, junto con otros colegas suyos del MIT, la Universidad Nororiental y el Laboratorio de Investigaciones Navales, permite a los científicos rastrear bancos de peces, así como grupos con menor número de individuos, en un área de 10.000 kilómetros cuadrados, una inmensa mejora sobre la tecnología convencional que sólo puede inspeccionar simultáneamente unos 100 metros cuadrados.

Makris compara la espectacular mejora a la diferencia entre ver toda la pantalla de televisión y ver sólo un píxel.

El nuevo sistema de sensores podría permitir deducir lo que realmente está pasando con las poblaciones de peces que, en opinión de muchos científicos y activistas ecológicos, están sufriendo un rápido declive.

"Las existencias de peces en el mundo están agotándose a una velocidad horrible", alerta Makris, quien atribuye la decadencia de las poblaciones a la pesca excesiva, un problema que se ha visto favorecido por los conteos inexactos de los ejemplares. Una de las razones para esos inventarios inexactos es la oscuridad del océano. No es fácil contar peces en el medio marino.

Los métodos de prospección actuales dependen de observaciones altamente localizadas, que se realizan desde buques científicos navegando a baja velocidad, y que sólo proporcionan una pequeña cantidad de datos sobre un banco o cardumen grande.

Tanto los nuevos como los viejos métodos dependen del sonar que localiza los objetos haciendo rebotar ondas sonoras sobre ellos. Con la vieja técnica, los barcos envían los haces de alta frecuencia que emite el sonar al océano, donde se disipan de la misma forma que la luz de una linterna eléctrica alumbrando un cuarto oscuro.

Conteo peces población
Imagen de sónar que muestra la densidad de una población de peces. (Foto: © / Makris, Ratilal, Symonds, Jagannathan, Lee )
En contraste, el nuevo sistema usa un sonar de baja frecuencia que puede viajar a distancias mucho mayores y que devuelve información valiosa utilizando señales menos intensas. Esto "ilumina" eficazmente inmensas áreas del océano, aproximadamente un millón de veces más grandes que las que podían estudiarse con anterioridad. Las imágenes pueden actualizarse cada minuto, ofreciendo la posibilidad de supervisar de manera constante los bancos de peces y observar cuándo y cómo cambian de tamaño y forma.

Esta investigación marca la primera vez que los científicos han podido ver los modelos formados por grandes poblaciones de peces. Makris encontró que a menudo se congregan en un modelo de reloj de arena, también encontrado en otros animales, con un puente delgado que conecta los dos extremos. Los investigadores también observaron que las mismas formas vistas a pequeña escala (decenas de metros) aparecen también a escalas mayores (decenas de kilómetros), desplegando un modelo fractal.

Los patrones de densidad de población podrían ser un medio de comunicación, según cree Makris. Su equipo observó "ondas" de densidad de población que se extendieron rápidamente a través de un cardumen.


Más artículos
<
Motor Scramjet combustible líquido aire
Dinámica del cauce curso río
Biosensor nanopartículas hormonas ilegales
Barca canoa energía solar
Aleación aeronáutica aviones caza
<
Multiplicación portadores nanocristales semiconductores
Simulador de carretillas elevadoras
Seguridad peatones atropello
Crecimiento población agricultura neolítico
Diseños costos climatización
Nariz electrónica malos olores vertederos
Comunicación inalámbrica wi-fi
Comportamiento electrónico térmico nanotubos
Vidrio metálico estructura metales
Conteo peces población
Sonofusión producción neutrones
Batería ultracondensadores LEES
Nanotubos titanio células solares