Biología

Método alternativo de reproducción bacteriana


(NC&T) Todas las células vivientes en el planeta pasan a través del proceso de división para sobrevivir y proliferar. La división celular, o fisión binaria, permite a una célula dividirse por la parte media para convertirse en dos células.

En su estudio, los especialistas de la Universidad de Newcastle encontraron que, bajo ciertas condiciones (incluyendo el tratamiento con antibióticos), las bacterias comunes adoptan una manera completamente diferente de aumentar en número, una manera que quizás fue empleada por las primeras células que poblaron el planeta.

Las bacterias deambulan por el mundo desde hace más de dos mil millones de años, y ahora ocupan todos los nichos ecológicos posibles en el medio ambiente. El secreto de su éxito parece residir en su fuerte coraza externa, la pared celular. Esta barrera protectora también puede ser su punto débil, y como tal la aprovechan los tratamientos con muchos de los mejores antibióticos, como por ejemplo la penicilina.

Los científicos de la Universidad de Newcastle han encontrado una manera para inducir a una bacteria a vivir sin su pared celular. Estas frágiles células, llamadas "formas L", presentan una estructura temblorosa con sólo una fina membrana superficial que mantiene de una pieza a la célula. Lo que más ha sorprendido a los científicos es que las bacterias parecen estar preparadas para hacer este cambio hacia una vida sin pared celular.

Reproducción bacteriana
El comportamiento de una bacteria que ha sido forzada a vivir sin su pared celular ha permitido abrir una nueva ventana hacia los orígenes de la vida. (Foto: Newcastle U.)
Los científicos creen que las bacterias han conservado esta habilidad como una manera de sobrevivir a los ataques que sufre su pared celular, ataques que no han cesado desde que las bacterias aparecieron en el escenario de la vida, pero que ahora se han agudizado ya que de manera habitual muchos pacientes humanos y animales son sometidos a tratamientos con antibióticos.

Ahora que esta forma L puede ser estudiada más detalladamente, el equipo de la Universidad de Newcastle, dirigido por el profesor Jeff Errington, ha encontrado que las bacterias resistentes a los fármacos se están multiplicando de una manera nunca antes vista.

En vez de dividirse en dos, la forma L de la bacteria comienza a pulsar, y entonces expulsa a sus "bebés", a veces hasta cinco de ellos a la vez. Esto es algo completamente inesperado.




Más artículos
Reproducción bacteriana
Aprendizaje de las ballenas
Formación de dientes en una fila
Dueño agresivo, perro agresivo
Teoría de juegos
Hormigas del desierto
Microbios de la saliva humana
Colonias de volvox
Efectos de los traumas infantiles
Cerebro global virtual
Forma de almacenar grasa
Reaparición de un gen extinto
Actividad metabólica
Forma tridimensional del ADN
Moscas de la fruta y viento
Bacteria respira metales tóxicos
Evolución en carnívoros
Endogamia en la dinastía de los Habsburgo
Clave del olor de una flor
Hipopótamos, ballenas y cerdos